domingo, 1 de mayo de 2016

Orgullo y Prejuicio: ¿Clásico de mierda?


Quería comenzar en este blog comentando un libro que me sorprendió bastante, y no gratamente.
Como ya sabréis, se trata de 'Orgullo y Prejuicio', un clásico del siglo XIX escrito por Jane Austen durante la época del Romanticismo.
Quiero aclarar desde el principio que a mí no me gustó nada, y por eso me sentía muy extrañada de que esta obra tuviera tanta repercusión.
Entonces, yo me pregunto: ¿Qué tiene 'Orgullo y Prejuicio' para ser considerada una de las novelas más importantes de la literatura universal?
Pero para responder a esa cuestión, necesitamos echar un vistazo a la época y, como no, a la obra en sí.


Uno de los temas más importantes de esta novela, por no decir "el tema" (ya que afirmar que existen más me parece arriesgado) es el matrimonio. Toda la trama gira en torno a ello, incluyendo los diversos problemas y las preocupaciones de los personajes.
La historia se da en el seno de la familia Bennet, formada por cinco hermanas (muy prototípicas en su mayoría), una madre histérica y un padre a veces neutral, a veces idílico.
La ausencia de un heredero varón en la familia centra la trama en la posible muerte del padre y sus consecuencias económicas, por lo que la mujer del Sr. Bennet se obsesiona con encontrarle un marido a las señoritas.
A raíz de esto, aparecerán diversos caballeros que interferirán de forma notable en sus vidas, algunos de buena apariencia que resultarán no ser tan buenos y otros tantos de mala fama que, "curiosamente", terminarán siendo perfectos.
Procederé al análisis de algunos los personajes:
Las hijas de los Bennet son tan prototípicas que parecen alegóricas.
Una de ellas es la chica más afortunada del mundo, la que siempre lo hace todo bien, la favorita. Sí, estoy hablando de Elizabeth, tan maravillosa como soporífera.
Por otro lado tenemos a Mary, con breves apariciones en las que SOLO, repito SOLO, hace comentarios sobre literatura, del tipo "¿Me dejarás usar tu biblioteca personal cuando vivas en...?"
Lydia, la menor de las hijas (15 años) es descrita como una "chiquilla atolondrada", y vaya que lo es, atolondrada y bastante gilipollas ya que estamos, pero oye, que al final del libro su madre está "ogullosísima" de tener una hija casada con solo quince años de edad, ¡qué maravilloso todo! (Destaco que este matrimonio tuvo que ver con el tema de la honra y la pérdida de la virginidad)
Y cómo no, tenemos a la hija mayor, Jane, que comparte nombre con la autora y casualmente es la más inteligente de todas las hermanas. Esto tiene una explicación, pues la obra fue publicada de forma anónima en un principio, con la única condición de que quedase claro que había sido escrita "por una dama".


CONTRAS de 'Orgullo y Prejuicio':
La historia tratada es muy insignificante, por no hablar de lo aburridos que son el tema y la trama.
Los personajes son o demasiado planos o demasiado exagerados.
La redacción de la historia es muy cargante.
El final es aburrido, como era de esperar.
En toda la novela sólo hay unas pocas páginas de "acción", en las que en realidad todos se lamentan a la espera de noticias.
Quizás todo esto lo remata el hecho de que la edición que leí era de las típicas colecciones feas de MILLENIUM, que a decir verdad, no me gustan nada.


PROS de 'Orgullo y Prejuicio'
Es un libro muy bien escrito. (No sé si la traducción es buena o mala, pero no me dio mala impresión).
La ambientación hogareña está muy bien plasmada.
Además, es una buena crítica de la sociedad materialista e hipócrita de la época.


Todo esto merece una explicación:
A pesar de haber vivido el S.XIX en su máxima plenitud, Jane Austen rechazaba el Romanticismo por completo, por tanto sus obras huyen del goticismo de la época. Teniendo esto en cuenta, es mucho más fácil comprender muchos rasgos de la obra, y se hace mucho más interesante para el lector.

En mi opinión, 'Orgullo y Prejuicio' tiene un buen planteamiento, pero un desarrollo vacío. Creo que en esta novela faltaban elementos de interés, como podrían haber sido algunas pinceladas góticas que Jane no quiso dar (un asesinato misterioso, un monstruo...)
No me gustó porque no la disfruté demasiado, pero he de reconocer que es una buena obra, muy importante en el contexto de la época y otra forma de ver lo mucho que el Romanticismo ha influido en nosotros a la hora de apreciar la literatura.

3 comentarios: